lunes, mayo 31, 2010

400-
Por suerte nunca navegará por aguas internacionales.
Os recomiendo la lectura de esta entrada de Pedro.
Publicar un comentario en la entrada